domingo, 20 de agosto de 2017

Islandia (VII)

Macho de escribano nival en Jökullsárlón.
Días 7 (tarde) y 8, 24-25/6/2016  Seydisfjordur (fiordo al E) – Hofn – Jökullsarlon - Skafftafel - Círculo Dorado

Fiordo de Seydisfjordur; en primer término flores de altramuz (Lupinus nootkatensis), planta alóctona en Islandia.

El día 24 por la tarde llegamos al pueblo de Seydisfjordur, situado en el interior de un fiordo, en el E del país. Desde antiguo se dedica a la pesca e industria del bacalao, aunque en la actualidad, también destaca por su actividad cultural. Se llega a él por un puerto de montaña, en el que aún resiste el hielo en los lagos, para realizar a continuación una vertiginosa y espectacular bajada hacia la costa.


Carretera junto al lago Heldarvatn, camino de Seydisfjordur.
Seydisfjordur al fondo, en el interior del fiordo del mismo nombre.

El pueblo desde el Hotel Snaefell.

Poco antes de entrar en el pueblo, en las inmediaciones de un taller industrial, una colonia de charrán ártico (Sterna paradisaea) nos dio la bienvenida, con los pollos corriendo entre vehículos achatarrados.


Charrán ártico con pollos recién nacidos, en el nido.


En el fiordo y en el puerto se ven aves marinas y patos. Es abundante el fulmar boreal (Fulmarus glacialis), igual que el eíder común, pero también vemos serreta mediana y pato arlequín (una pareja en el puerto) entre otros, y en los cantiles cercanos hay palomas bravías.


Fulmar boreal en el fiordo.

Cisne cantor (Cygnus cygnus) en un lago junto a la carretera. Foto: Charo Fdez. Montaño.

Ovejas de raza islandesa.

El paisaje, camino del sur sigue siendo espectacular, y la “Ring Road” se convierte durante muchos kilómetros en una carretera de tierra. Tras un tramo en el que discurre colgada sobre el mar, en el que vemos varios patos arlequines, llega a Hofn, en el SE.


Torrente visto desde la Ring Road.

La Ring Road (carretera 1) al E de Hofn.


Poni islandés, la única raza de équido de la isla.

En la bahía pescan los charranes árticos, que crían casi dentro del pueblo, y se amontonan varios miles de eíderes y muchas limícolas. En una pequeña charca junto al paseo hay ánades frisos con pollos, algunas cercetas comunes y falaropos picofinos.


Colonia de charrán ártico en Hofn.



Cuervo (Corvus corax); Hofn.

Continuando hacia el SW, se llega a uno de los lugares más famosos y fotografiados del país, la laguna de desagüe de un gran glaciar, llamada Jökullsárlón, que a su vez desagua en el mar. Los icebergs flotan en ella buscando el agua salada, y se realizan paseos en barco entre ellos.



El espectáculo ornitológico es equiparable al paisajístico. Ya unos km antes de llegar, vemos varios grupos de cría de barnacla cariblanca (Branta leucopsis) en unas charcas, junto a algún colimbo chico (Gavia stellata).


Grupo de barnacla cariblanca al E de Jökullsárlón.

Pareja de colimbo chico en una charca al E de Jökullsárlón.

Grupo de barnacla cariblanca con crías; Jökullsárlón.

Al lado del aparcamiento, otro grupo de barnaclas comparte espacio con charranes árticos, atentos en ambos casos a las evoluciones de una pareja de págalo grande (Catharacta skua) que intenta robar algún pollo.



Los charranes árticos pescan continuamente en la laguna.

Pareja de págalo grande rondando la colonia de charranes. Foto: Charo Fdez. Montaño.

Por la laguna nadan eíderes comunes (Somateria mollissima borealis), y se bañan las gaviotas tridáctilas (Rissa tridactyla) y los charranes árticos, que además pescan en ella y trasiegan de contínuo entre ésta y la colonia de cría.





En los bloques de piedra de la orilla, se afanan para críar también a sus polladas las lavanderas blancas (Motacilla alba), que parecen un grado intermedio entre las sspp yarrellii y alba, y los escribanos nivales (Plectrophenas nivalis insulae), con el plumaje nupcial ya claramente desgastado.


Hembra de escribano nival.

Macho de escribano nival.

Todo este espectáculo, tiene lugar a pesar de que el intenso frío del glaciar se nota en la temperatura del ambiente.


Págalo parásito (Stercorarius parasiticus).

domingo, 13 de agosto de 2017

El paso de primavera en el Cabo Peñas, 2017

Mosquitero musical; Cabo Peñas; 14/4/2017.

          La migración primaveral suele pasar desapercibida en Asturias, siendo solo algunos grupos, como el de las limícolas, notorios en algunos puntos. Pero la comarca del Cabo Peñas suele dejar registros interesantes de migrantes, y en ocasiones de divagantes. Como el año pasado, realizo un resumen de mis observaciones más destacadas.

Buscarla pintoja; Cabo Peñas; 29/3/2017.

Los primeros en llegar fueron algunos paseriformes como la golondrina común y el escribano triguero. El 17 de marzo ya cantaba una buscarla pintoja (Locustella naevia), y había comenzado el paso de mosquitero común (Phyllocopus collybita), que se prolonga a todo abril. También se vió un macho de combatiente (Calidris pugnax), y cerca, en Valliniello, el primer milano negro (Milvus migrans). Un aguilucho lagunero, que invernó en la comarca, siguió viéndose toda la primavera, y el aguilucho papialbo (Circus macrourus) también hasta final de mes.


Mosquitero común; 17/3/2017.

Aguilucho papialbo; Cabo Peñas; 23/01/2017.. Foto: Charo Fdez. Montaño.

El 26 de marzo comienza el paso de limícolas, viéndose en el Cabo un grupo de chorlito dorado y varios correlimos comunes, y en Bañugues, entre otros, un macho de chorlitejo patinegro (Charadrius alexandrinus).


Chorlitejo patinegro; playa de Bañugues; 26/3/2017.

En otra visita, el día 29, encuentro un alcaraván en el brezal y los primeros bisbitas arbóreos cantando, aunque aún hay alguno de Richard. También canta con euforia una buscarla pintoja. En Verdicio veo la primera lavandera boyera ibérica (Motacilla flava iberiae) de la temporada, y en las inmediaciones del Niemeyer una collalba gris (Oenanthe oenanthe) sedimentada. El día 31 localizo una hembra de lavandera boyera británica (Motacilla flava flavissima).


Macho de lavandera boyera ibérica; Verdicio; 29/3/2017.

Collalba gris; Puente Azud, Avilés; 29/3/2017. 

Lavandera boyera británica; Cabo Peñas; 31/3/2017.

Abril, como siempre, resultó ser el mes con mayor actividad migratoria, y los limícolas fueron las estrellas algunos días. En la charca temporal que se formó en Coneo, hubo un chorlitejo chico (Charadrius dubius), al menos desde el día 4 hasta que se secó, una semana después; con él hasta cuatro chorlitejos grandes  (Charadrius hiaticula), una pareja de combatientes el día 8, y con ellos un andarríos grande (Tringa ochropus), sp rara en la zona y algunos archibebes comunes (Tringa totanus) y claros. Además, el día 5 veo un grupo de cinco agachadizas comunes (Gallinago gallinago) en migración activa.


Chorlitejo chico; Cabo Peñas; 04/4/2017.

Chorlitejos chico y grande; Cabo Peñas; 04/4/2017.

Pareja de combatientes; Cabo Peñas; 08/4/2017.

Andarríos grande y archibebe común; Cabo Peñas; 05/4/2017.

Grupo de agachadiza común en migración; Cabo Peñas, 05/4/2017.

Los zarapitos trinadores (Numenius phaeopus) se vieron todo el mes, tanto en Peñas como por el resto de la campiña gozoniega, acompañados a veces por otras limícolas. En la ría de Avilés fueron en aumento, con un máximo superior a 400 ejs el día 20, acompañados por un grupo de 20 espátulas (Platalea leucorodia), que descansaban en su viaje hacia el N. Una pareja de gavión atlántico (Larus marinus) se estableció de nuevo en La Erbosa, y en mayo incubaban en su extremo E.


Zarapito trinador; Cabo Peñas; 28/42017.

Bando de espátulas; Ría de Avilés; 20/4/2017.

Pareja de gaviones atlánticos; Cabo Peñas; 05/4/2017.

Las rapaces también hicieron notorio su paso, especialmente el día 22. En esa ocasión, localizamos un grupo de 13 milanos negros sobre el embalse de la Granda, volando hacia el N, y más tarde los vimos sobre Peñas, donde se les sumaron otros siete ejs. Además vimos allí un águila calzada (otra el día 26 en La Granda) y un aguilucho cenizo en migración activa.


Bando en migración de milano negro; Cabo Peñas; 22/4/2017.

En cuanto a los paseriformes, fueron apareciendo progresivamente. La collalba gris fue numerosa algunos días, tanto en Peñas como en Cabo Negro, e incluso en la ría de Avilés; y el día 22 vimos un macho de colirrojo real (Phoenicurus phoenicurus) y una hembra de papamoscas cerrojillo, y el 28 un macho de curruca zarcera.


Collalba gris de la ssp leucorrhoa; Cabo Peñas; 28/4/2017.

Macho de colirrojo real; Cabo Peñas; 22/4/2017.

El día 23 de abril, en una sesión de anillamiento, capturamos varios mosquiteros musicales (Phylloscopus trochilus), entre ellos uno con apariencia de pertenecer a la ssp acredula. Además, se ven varias tórtolas europeas (siete el día anterior), una abubilla, varios bisbitas pratenses, algunos zorzales comunes y más de 60 lavanderas boyeras, la mayoría de la ssp flava (más de 40), algunas flavissima (unas 20) y una thunbergi. Como postre, tres machos de escribano hortelano (Emberiza hortulana) se alimentaban en una tierra “cuchada”.


Mosquitero musical, muy probablemente de la ssp acredula;Cabo Peñas; 23/4/2017.

Lavandera boyera de la ssp flava; Cabo Peñas; 23/4/2017.

Macho de escribano hortelano; Cabo Peñas; 23/4/2017.

El día 20 de abril encontré cuatro fumareles cariblancos (Chlidonias hybrida) en el embalse de la Granda, que inmediatamente se trasladan al de Trasona. En los siguientes días quedan al menos dos, que se mueven entre los dos humedales.


Fumarel cariblanco; Embalse de Trasona; 26/4/2017.
En mayo ya casi no hay movimiento de pájaros, tan solo de limícolas, que a finales de mes aún ocupaban los limos de Llodero. El día 12, Dani descubre un colimbo grande (Gavia immer) inmaduro en El Espartal, que veo al día siguiente. Y en las escolleras hay limícolas, entre los que destaca un vistoso correlimos gordo (Calidris canutus), acompañado de correlimos tridáctilos (Calidris alba) y comunes.

Colimbo grande de 2º AC; El Espartal, Avilés-Castrillón; 13/5/2017.

Correlimos gordo (de la ssp islandica) y correlimos tridáctilo; El Espartal, Avilés; 13/5/2017.

Ya el día 19, en el Cabo Peñas, solo hay paseriformes que se afanan en buscar alimento para su prole. Los estorninos negros (Sturnus unicolor) tienen una actividad frenética entre los tejados y los prados, y las golondrinas los sobrevuelan llenando el buche de insectos.


Grupo de estorninos negros buscando comida en un prado; Cabo Peñas; 19/5/2017.